superficie con corrosión

Cómo tratar una superficie corrosiva para mejorarla

 

Como debemos tratar una superficie con corrosión para mejorarla o subsanarla ?

En este caso hablaremos sobre la corrosión del hierro o acero que es la más común y cómo tratar una superficie corrosiva. El hierro es unos de los metales más utilizado en la mayoría de construcciones civiles, maquinaria, calderería, vehículos, e infinidad de otras aplicaciones. Es un material muy fuerte, resistente, abundante y económico, con el que se pueden hacer todo tipo de trabajos con una relativa facilidad.

 

Tiene múltiples virtudes, pero tiene el problema que con el oxígeno del aire y del agua se oxida y con el paso del tiempo esa oxidación se convierte en corrosión, se deteriora, se desmorona y acaba perdiendo su resistencia, su aspecto y en general sus propiedades iniciales.

Cómo trataremos una superficie con corrosión para poder mejorarla

Existen diferentes grados de oxidación y corrosión, vamos a ver cómo podemos tratar cada uno de ellos.

 

Corrosión ligera, superficial.

Es cuando vemos que en una pieza de hierro hay manchas de óxido sin apenas grosor en su superficie.

En este caso procederemos a lijar la superficie con una lija de grano 180 o 220, eliminando al máximo todo el óxido que podamos. Acto seguido limpiaremos la superficie con un trapo mojado con disolvente para retirar todos los restos del polvo de óxido que hemos creado al lijar.

A continuación aplicaremos una capa de imprimación anticorrosiva para que impida que se pueda oxidar de nuevo, después aplicaremos una capa de esmalte para impermeabilizar y decorar la pieza.

Escoger el tipo de imprimación y de esmalte de acabado dependerá de las resistencias que queramos o necesitemos para su protección y ello dependerá a su vez de si va al exterior, si está cerca del mar, si está en un lugar seco o húmedo, etc. En Lecker’s podemos orientar el producto adecuado para todo tipo de sistemas de protección anticorrosiva.

Corrosión avanzada

En el caso de una corrosión avanzada, más grave, el tratamiento ya debe ser más exigente.

Se efectuará un chorreado a grado Sa2 ½. El chorreado es un tratamiento que consiste, en el caso del hierro y acero en la proyección de granalla sobre la corrosión con el fin de eliminar toda la oxidación o corrosión de la superficie. Sa 2 ½ es el grado más común que se suele exigir en el sistema de chorreado con granalla.

A este resultado se denomina que el hierro o el acero esta chorreado a Metal Blanco.

Acto seguido sin dejar pasar demasiado tiempo deberemos proteger al hierro o acero con una imprimación, para evitar que comience de nuevo la oxidación y después pintar.

El grado de protección anticorrosiva vendrá dado en el tipo de imprimación que apliquemos, en su espesor y en el tipo de esmalte de acabado y su espesor.

En Lecker’s podemos orientarle en el proceso y los productos que necesitaría para estos procesos.

Esperamos que esta información le haya sido útil y si desea más, contacta a través del siguiente formulario:

Deja un comentario

Carrito de compra
Ir arriba
Suscríbete

aprovecha ofertas únicas para suscriptores

Sé el primero en enterarte de nuestros nuevos productos, recibe ofertas únicas y descuentos

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola
¿En qué podemos ayudarte?